Para que no lo extrañes: 7 alternativas a Paint gratuitas, fáciles y rápidas de usar - anonopshispano


Para que no lo extrañes: 7 alternativas a Paint gratuitas, fáciles y rápidas de usar


En esta entrega analizaremos 7 de los editores de imagen más comunes para Windows



¡Adiós, Paint!

¡Adiós, Paint!

 

Ahora que Microsoft ha anunciado la jubilación de Paint en Windows 10, muchos usuarios de este sistema operativo han lamentado que ya no estará más con nosotros, por lo que muchos ya comenzaron a buscar alternativas que les permitan seguir editando imágenes de manera rápida y fácil. Claro, se puede utilizar Photoshop. Pero ¿qué pasa si no queremos o no podemos pagarlo? Además, Photoshop tarda un buen rato en cargar y consume bastantes recursos del sistema, por todas las librerías de las que hace uso. Una de las ventajas de Paint, sin duda, es que arranca rápidamente y permite hacer ediciones muy rápidas, sin mucha complicación. Así que aquí presentamos algunas alternativas muy útiles y gratuitas para el usuario que quiera editar fotos o imágenes sin mucha complicación, tratando de explicar todo en términos sencillos. Si quieres descargar el software, haz clic en el título y te llevará a la página del desarrollador.

Paint. FOTO: Especial

Paint. FOTO: Especial

 

No hay un orden particular, solo pusimos algunas y serás tú quien decida cuál es la que más le conviene. Sin embargo, para facilidad, daremos un pequeño veredicto al final. Cabe mencionar que solo hemos tomado en cuenta software que se instala. En otra ocasión trataremos el tema de los editores online, o este artículo terminaría siendo muy largo y lo que se trata es de ayudar.

 

Primero, el primero, que no es gratis, pero debe considerarse pues es el “non plus ultra” de los editores de imagen:

 

Adobe Photoshop

Photoshop. FOTO: Especial

Photoshop. FOTO: Especial

 

Photoshop Elements. FOTO: Especial

Photoshop Elements. FOTO: Especial

 

El primero en el que muchos seguramente pensarían. De probada eficiencia y años de virtual dominio sobre el mercado, con Photoshop podemos hacer prácticamente de todo, pues es, sencillamente, lo mejor que hay. Desde herramientas sencillas como retocadores automáticos, hasta el “Liquefy”, que permite modificar rostros al estilo Snapchat para ponerles ojos de princesa o facciones de perro, es un poderoso software del que, sin embargo, no podemos esperar grandes cambios y sí bastantes exigencias de procesador (para correr necesita mínimo un procesador de 2 GHz y 2 GB de RAM, aunque recomiendan 8 para un desempeño óptimo y al menos 512 MB de memoria de video dedicada). Integrado en la nube, es un poco lento para arrancar y definitivamente, si lo que buscamos es un editor casual, daremos muchos jalones de pelo con este software. Existe una versión “light” llamada Photoshop Elements, pero el cambio en velocidad no es tan grande, así como versiones portables. Cuesta desde 9.99 hasta 79.99 dólares al mes, o 100 euros en el caso de “Elements”. Podemos obtener un descuento si somos estudiantes o profesores.

 

Pros: El campeón absoluto de los editores de imagen, sinónimo de calidad.

Contras: No es gratuito, es de código cerrado, es muy “pesado”, un tanto lento y para ediciones casuales perderemos más tiempo abriéndolo y decidiendo entre sus cientos de opciones que editando.

 

Paint 3D

FOTO: Microsoft

FOTO: Microsoft

 

El software que viene incluido por defecto en Windows 10 para sustituir a Paint. Aunque parece estar más enfocado a modelado en 3D, la verdad es que comparte muchos atributos con su antecesor: tiene su bolígrafo, su lápiz, sus formas prediseñadas y un buen auxiliar para generar formas bi o tridimensionales. Sin embargo, tiene fallas a la hora de generar perspectivas adecuadas, y su abundancia de herramientas, al menos para el usuario primerizo, es un poco intimidante y no se presta para hacer ediciones muy rápidas. Sin embargo, la curva de aprendizaje parece rápida y sin tanta complicación.

 

Pros: Está integrado en Windows, no tenemos que descargar nada. Muy similar a Paint.

Contras: Aún no tiene mucha documentación, solo podemos usarlo en Windows 10 y su interfase es un tanto ambigua. No tiene tantas opciones como su predecesor.

 

GIMP

FOTO: WordPress

FOTO: WordPress

 

Conocido por todos los amantes del software libre, GIMP es un programa diseñado originalmente para equipos GNU/Linux, pero que ha sido transportado muy decentemente a entornos Windows, con la no poco ambiciosa meta de ser una alternativa seria a Photoshop. La interfaz es muy similar a este último, pero con la ventaja de ser software gratuito y libre, lo que garantiza actualizaciones constantes y una inmensa librería de plugins que pueden satisfacer hast al diseñador más meticuloso y que no le piden nada a las de Photoshop. Pero, por si eso fuera poco, se pueden utilizar las librerías de Photoshop en GIMP con nula dificultad. Sus herramientas son poderosas; sin embargo, para ediciones rápidas nos sirve muy poco, ya que, al igual que su contraparte, tarda un poco en arrancar y la curva de aprendizaje es un tanto prolongada, sobre todo por el cambio de nombre de los comandos. Sin embargo, existe una pujante comunidad de usuarios que resolverán cualquier duda de este software, si bien siempre hay que ser muy claro en que estamos trabajando con Windows, no con Linux.

 

Pros: Software libre, en permanente actualización y desarrollo; poderoso a la vez que estable. Totalmente compatible con Photoshop, pero usando mucho menos recursos.

Contras: Un tanto lento para iniciar y su curva de aprendizaje es amplia. Perderemos algo de tiempo simplemente buscando cómo se llama cierta característica. Puede ser confuso para usuarios no habituados al entorno de trabajo que utiliza. Por su desarrollo rápido, las versiones de prueba pueden ser poco estables.

 

RELACIONADO:  Apple patenta tecnología para impedir uso de la cámara en lugares "prohibidos"

Paint.net

FOTO: Especial

FOTO: Especial

 

Si lo que buscamos es una alternativa seria a Paint, tendremos en este maravilloso programa un serio contendiente. Paint.net es rápido, sencillo de ocupar y perfecto para realizar ediciones rápidas que no requieren el poder de Photoshop o GIMP. Y lo mejor de todo, es totalmente gratis (aunque si nos gusta, podemos donar a los desarrolladores una pequeña cantidad). Pensado originalmente como un remplazo a Paint, ha crecido exponencialmente y cuenta con avanzados comandos que nos permitirán salir avantes con nuestras imágenes sin mucha complicación y sin grandes requerimientos de hardware o técnicos. Podemos poner formas, líneas, trabajar con capas, invertir, trabajar con colores, de una manera intuitiva y fácil y sin gastar mucha memoria; podemos abrir docenas de imágenes a la vez sin apenas afectaciones al rendimiento. Si sabemos trabajar con Paint, utilizar esto no será nada difícil. Además, permite trabajar con archivos .psd de Photoshop mediante el uso de un plugin Además, nos permite definir la calidad de la imagen de manera sencilla para que nuestras fotos no sean muy pesadas. El único “pero”: su herramienta para añadir texto no es muy avanzada y la compresión de las imágenes es difícil de calcular para que no se vean opacas, al menos en un principio, ya que su cantidad de ajustes de imagen hace que sea un tanto difícil calibrar el color al principio.

 

Pros: Rápido, ligero, gratuito. Tiene multitud de efectos y de “atajos” que sin duda nos permitirán editar imágenes como un rayo. Compatible con Photoshop.

Contras: Los plugins no están bien documentados y pueden a veces generar conflictos. Algunas herramientas, particularmente las de corrección de color y texto, son un tanto rudimentarias.

 

Picosmos Tools

FOTO: Especial

FOTO: Especial

 

Un gran y poco conocido software gratuito pensado para quienes no quieren complicarse la vida editando imágenes. Con Picosmos Tools y su herramienta hermana, Picosmos Shows, podremos remplazar el visor de imágenes por defecto (por si no queremos editar) de una manera fácil y rápida. Cuenta con poderosos herramientas que, pese a ser extremadamente poderosas, son ligeras y rápidas. Podemos usarlo para retocar o cambiar el fondo, para agregar vistosos textos, para poner marcas de agua, para quitar ojos rojos, para poner marcos, para crear gifs y para prácticamente cualquier tarea común, pero enfocada a fotos casuales, familiares o simplemente para redes sociales. El software es gratuito, pero al principio pide instalar una extensión de navegador, por lo que hay que ser cuidadosos al instalarlo. Sin embargo, ya instalado, su integración con Windows es sencilla e incluso podríamos no notar que se trata de un programa externo.

 

Pros: Rápido, intuitivo, integrado y con una interfaz amigable que nos dará tareas útiles y rápidas. Para quitar fondos o realizar efectos sencillos, nadie le supera. Creerán que eres un profesional.

Contras: Es gratuito, pero de código cerrado. Pide instalar software la primera vez de manera poco clara, aunque totalmente opcional. Tiene un set predefinido de herramientas y no se puede expandir. Escasamente documentado.

 

Photoscape

FOTO: Especial

FOTO: Especial

 

Un editor muy sencillo, enfocado a usuarios novatos que buscan editar fotografías, es, pese a su facilidad, muy poderoso y tiene varias herramientas comunes, que afirman, hasta un niño podría usar. Para editar fotografías, crear gifs, memes u otras tareas sencillas, es rápido e intuitivo. Sin embargo, no esperemos opciones avanzadas.

 

Pros: Cualquiera puede usarlo de manera fácil.

Contras: No se actualiza con frecuencia, y está pensado principalmente para fotografías, no para imágenes en general. Una vez agotadas las herramientas, es poco lo que se puede hacer.

 

Pixia

FOTO: Especial

FOTO: Especial

 

Software que cuenta con una leal base de fans, es de origen japonés y es usado principalmente por dibujantes de Manga, lo que ya nos habla de su capacidad de uso intuitivo y detallado. Con Pixia podemos trabajar en capas, podemos retocar de manera muy eficiente, podemos trabajar con formas, utilizar una gama amplia de colores y, lo mejor de todo, podremos utilizar plugins propios o de Photoshop por si estos no nos bastaran.

 

Pros: Gratuito. Excelente si queremos trabajar con dibujos o imágenes en general.

Contras: Documentación algo escasa y dificultad de obtener ayuda, ya que esta es proporcionada por amables voluntarios que no ganan ni un centavo por ayudarnos.

 

Extra: Paint XP

FOTO: Especial

FOTO: Especial

 

Paint XP es el viejo Paint de Windows XP instalable en cualquier ordenador Windows. Utiliza, por tanto, las mismas herramientas que estaban en esa versión, y que por desgracia, pueden ya ser un tanto obsoletas. Sin embargo, para los amantes de Paint, con este no lo extrañarán.

 

Veredicto

 

Todos los programas aquí expuestos son buenos en su ramo; sin embargo, como no estamos evaluando el mejor, sino el que nos servirá más para remplazar a Paint, considerando su rapidez y facilidad de uso, sus requerimientos técnicos y su curva de aprendizaje, nos decantaremos por Paint.net (su natural sucesor), pues es muy sencillo aprender a usarlo para tareas sencillas y con los plugins podemos extenderlo de gran manera. Si lo combinamos con Picosmos Shows, tendremos un poderoso “supersoftware” que nos permitirá hacer impresionantes trabajos de imagen aun sin saber casi nada y de manera extremadamente rápida (de hecho son los que nosotros usamos, combinados). Además de todo, son gratuitos y no pesarán mucho en nuestro sistema.

 

¿Conoces algún otro? Déjalo en los comentarios.