Tras 21 años encarcelado, liberan a indígena acusado de ser guerrillero del EPR - anonopshispano


Tras 21 años encarcelado, liberan a indígena acusado de ser guerrillero del EPR


Al menos 500 indígenas fueron encarcelados durante la razzia promovida en 1996 contra el EPR; muchos continúan en prisión



Integrantes del Ejército Popular Revolucionario, en Oaxaca. FOTO: Despertar Oaxaca

Integrantes del Ejército Popular Revolucionario, en Oaxaca. FOTO: Despertar Oaxaca

 

Miahuatlán, Oaxaca, 23 de febrero 2017 (anonopshispano.com).- Tras pasar 20 años y 3 meses encarcelado, Justino Hernández José, encarcelado desde el sexenio de Ernesto Zedillo, acusado de pertenecer al Ejército Popular Revolucionario (EPR), obtuvo su libertad el pasado sábado 18 de febrero, al cumplir casi el 90% de su sentencia, a todas luces injusta.

 

Según Viento de Libertad, órgano informativo de la ONG de Derechos Humanos Comité Cerezo, Hernández José, indígena loxicha de la Sierra de Oaxaca, se encontraba preso en el penal de Ixcotel, Oaxaca, luego de pasar por diversos penales, entre ellos el de Miahuatlán. Se encontraba preso en Ixcotel, Oaxaca. Fue detenido a poco tiempo de que el EPR hiciera su aparición pública, el 29 de noviembre de 1996, durante el sexenio de Ernesto Zedillo, cuando una masiva operación militar desatada en la sierra de Oaxaca dejó cuando menos 500 indígenas detenidos, acusados de pertenecer al movimiento guerrillero, muchos de los cuales fueron retenidos en prisión como presos políticos por delitos fabricados por el régimen de Ernesto Zedillo y el entonces gobernador Diódoro Carrasco. Esta razzia dejó también un número indeterminado de muertos, desaparecidos y exiliados.

El EPR, a finales de la década de 1990. FOTO: Contralínea

El EPR, a finales de la década de 1990. FOTO: Contralínea

 

RELACIONADO:  #Querétaro: Policías de civil detienen ilegalmente a joven profesor por su aspecto

Fue condenado por los delitos de Conspiración, Terrorismo, Homicidio Calificado y Homicidio en Grado de Tentativa, por lo que recibió una sentencia de 23 años de prisión y una multa de 3 mil pesos. Sus abogados promovieron múltiples recursos de preliberación, además de que se promovió la reparación del daño; sin embargo, durante dos décadas, el indígena no pudo obtener su libertad.

 

Además de Hernández, otros indígenas acusados de pertenecer al EPR continúan encarcelados, sin que sus procesos tengan una solución a la vista con miras a la libertad. Entre ellos se encuentran Zacarías Pascual García López, preso en el Centro Federal de Readaptación Social número 13 de Mengolí de Morelos, Miahuatlán; Álvaro Sebastián Ramírez y Abraham García Ramírez, presos en la Penitenciaría Central de Santa María Ixcotel; Fernando Santiago Enríquez y Felipe Ruiz Cruz, preso en el reclusorio regional de Miahuatlán, así como Tomás López Almaraz, quien permanece recluido en el reclusorio regional de Pochutla.

 

Staff